Anime es una adaptación japonesa de la palabra “animación”, y desde las primeras series se ha convertido en un medio de expresión de una cultura de ese país, porque a través de estas series hemos podido aprender costumbres, modos de vida, entre otros datos.

Y que siempre encontraremos en historias tan diversas como el amor, aventura, ciencia ficción, cuentos infantiles, literatura, deportes, horror, fantasía, comedia y más.

Pero ¿cómo se puede ser parte de la industria del anime?, para resolver ese tipo de dudas tenemos 6 animes que se encargan de ese tema y combinan un poco de drama con comedia para contar como es ese otro lado de las series que siempre vemos.

1-Shirobako

Cinco miembros del club de animación Kaminoyama High School hacen una promesa de conseguir trabajo en la industria del anime. Cada una de las chicas se especializa en diferentes áreas (como la voz o la animación CG), y se enfrentan a sus propias luchas tratando de ganarse un espacio en la industria.

2-Girlish Number
Chitose Karasuma es una estudiante universitaria con sueños de convertirse en un ídolo de la voz de anime. La actitud arrogante de Chitose la ciega ante el hecho de que ella no es realmente buena, y sólo puede obtener papeles menores debido al trabajo de su hermano como agente de talento.
3-Otaku no Video
Ken Kubo es un tipo promedio que se hace amigos otakus de diversos temas. Un día, se compromete a convertirse en el rey de los Otaku. Junto con sus amigos, encontraron un estudio de animación con el objetivo de llevar la industria del anime un espectáculo de niñas mágicas.
4-Seiyu’s Life!
Futaba, Ichigo y Rin son novatos en la industria de la voz. Mientras que los tres van a través de sus propios juicios en la construcción de su carrera, se toman el tiempo para tomar un programa de radio para hablar sobre la actuación de voz.
5-Animation Runner Kuromi
Kurumi va a la escuela de animación y consigue el trabajo de sus sueños en un estudio. Durante su primer día, el jefe de producción pasa su trabajo a Kurumi antes de morir, y lo empuja a ese mundo inexplorado de la producción de anime. Kurumi tiene que dirigir un equipo de animadores perezosos para producir un episodio de calidad.
6-Bakuman
Akito es un gran escritor, pero no puede dibujar. Después de notar las ilustraciones de Moritaka, Akito propone que los dos se unan para convertirse en un equipo de manga. Moritaka está de acuerdo, porque piensa que será capaz de conseguir a la chica, a la que puede conquistar con un manga muy popular.
Los dos escriben bajo el seudónimo de Muto Ashirogi y tratan de crear el mejor manga de la historia.